martes, 7 de mayo de 2013

Comunidades de Intibucá y Santa Bárbara no quieren el proyecto hidroeléctrico Agua Zarca

Marvin Palacios

E-mailPrintPDF
Tegucigalpa.

Comunidades lencas de Intibucá y Santa Bárbara rechazan el proyecto hidroeléctrico Agua Zarca y han mantenido bloqueado el paso que da acceso al proyecto por más de 30 días, en el sector del Barrial, municipio de San Francisco de Ojuera, departamento de Intibucá.
A pesar de cuatro desalojos violentos la toma se mantiene y eso ha significado un avance importante para la comunidad que concretamente ha logrado que el proyecto trabaje con ni siquiera el 20 por ciento, manifestó la Coordinadora del consejo Cívico de Organizaciones Populares e Indígenas de Honduras (COPINH), Bertha Cáceres.

Y esta acción ha significado “que haya un reconocimiento de la lucha territorial de los derechos del pueblo lenca de este sector de Río Blanco, porque ha incrementado la organización y la movilización, no solo con la misma toma, sino también el ejercicio y reconocimiento territorial que se hace donde está en plantel del proyecto, además de eso movilizaciones en Tegucigalpa y La Esperanza, explicó Cáceres.

La dirigenta señaló que la lucha emprendida por el COPINH ha inspirado a otras comunidades de Santa Bárbara para luchar contra la privatización de los ríos, territorios y energía.

Cáceres informo que se han tenido reuniones con el ministro de los Pueblo Indígenas y Negros, Luis Green en donde se han planteado las demandas de las comunidades garífunas y en la propia Casa de Gobierno, una comisión dejó claro que no quiere ninguna negociación u ofrecimiento de proyectos a cambio de permitir el proyecto hidroeléctrico Agua Zarca.

“El proyecto Agua Zarca no lo quieren, es algo rechazado por la comunidad Río Blanco y ahora por el municipio San Pedro Zacapa y lo que se está exigiendo es que salga el proyecto, que saquen su maquinaria e incluso ha habido propuestas para que el plantel sirva para un espacio o centro de capacitación comunitario”, expresó Cáceres.

Entre tanto habitantes del municipio de San Pedro Zacapa, en el departamento de Santa Bárbara que colinda con San Francisco de Ojuera, han colocado 2 trancas en su territorio, otra en la comunidad de Agua Caliente y una más en territorio indígena lenca en donde se mantiene una toma organizada por el COPINH desde hace 35 días, para evitar el paso y las operaciones de la maquinaria pesada del proyecto Agua Zarca.

La colocación de las trancas obedeció a un acuerdo en cabildo abierto adoptado por la comunidad y con el respaldo del alcalde municipal de San Pedro de Zacapa, Nery Hernández.

A más de 30 días de mantener tomados los accesos al proyecto, la dirigenta del COPINH dijo que al lugar de la toma ha llegado el alcalde de Intibucá, la policía y representantes de las empresas DESA y SINOHYDRO para escuchar los planteamientos de los pueblos indígenas lencas.

“Aquí la comunidad les ha dicho que no quieren nada, que quieren libre el río, que el río esté como siempre ha estado y que no quieren el proyecto hidroeléctrico en esta zona”, explicó Cáceres.

La Coordinadora del COPINH apuntó que el proyecto impulsado por la empresa china SINOHYDRO y la hondureña DESA ,está produciendo destrucción ambiental afectando la riqueza natural del río Gualcarque.

“Los ríos ayudan a reducir el calentamiento global, a mantener la temperatura de los mares y a evitar grandes desastres ambientales, pero el concepto de desarrollo para los capitalistas es la concentración de riqueza y ganancia y la privatización de los recursos”, detalló la dirigenta.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada