jueves, 5 de mayo de 2011

1 de mayo, la muerte de Bin Laden y el terrorismo vivo de EEUU

Correo electrónicoImprimirPDF
Por Gilberto Ríos Munguía*
Las movilizaciones masivas de los trabajadores del mundo en el día en que se conmemora un aniversario más de sus luchas y sus principales conquistas, termina con el anuncio del aniquilamiento físico de Osama Bin Laden. Sin duda, para el pueblo norteamericano representará un alivio en su cotidianidad, ya que –según sus medios- las amenazas de ataques terroristas eran latentes; para el resto del mundo, el Estado norteamericano, que promueve y financia violaciones a los derechos humanos, actos terroristas, miseria e injusticia en todos los rincones del planeta, la idea de una nueva agresión no nos dejará dormir en paz.
Justo habíamos amanecido con las noticias del asesinato de un hijo y tres nietos del líder Libio Muamar Gadafi, acto promovido por los Estados Unidos y acompañado por los gobiernos pro imperialistas de Europa. A todos aquellos movimientos de liberación que no creemos que la democracia es consumir sus productos y financiar con nuestro trabajo y riquezas naturales su estilo de vida, los días transcurren con la idea de ser nombrado en cualquier momento “terrorista” por tener aspiraciones plenas de libertad.
Hoy presencié una movilización multitudinaria del pueblo cubano que viene enfrentando desde hace más de 50 años la política imperialista y terrorista de Estados Unidos. Millones de trabajadores libres se manifestaron pacíficamente en apoyo a su dirigencia histórica, a su Partido Comunista, a las resoluciones del VI congreso de partido que promueve el perfeccionamiento del Socialismo. En sus consignas también se coreaba el nombre de Fernando, Antonio, René, Gerardo, Ramón, es decir, a los cinco anti terrorista presos injustamente a cárceles del imperio.
También tuve noticias desde muy temprano de la movilización del 1 de mayo en Honduras. Centenares de miles de trabajadores, miembr@s del Frente Nacional de Resistencia Popular, tomaron las calles de las ciudades más importantes del país y exigieron el cumplimiento de las leyes que los protegen y que han sido violadas en el marco del golpe de estado promovido y sostenido por Estados Unidos. También recordaron todos los asesinatos políticos y violaciones a los Derechos humanos llevados a cabo por el régimen golpista que los norteamericanos sostienen.
Es evidente que para superar la crisis económica norteamericana Obama necesita más que un show publicitario y guerras abiertas contra regímenes de oposición que su Estado se ha ido generando en los últimos setenta años. La guerra como instrumento de dominación y el complejo militar industrial –esencia de la cultura norteamericana- es para ellos la única alternativa visible para mantener la máquina enferma de su sistema, al menos, activa.
Para los pueblos del mundo, el camino de mayo sigue siendo una alternativa de resistencia y victoria. Cada vez que los trabajadores organizad@s arrebatan beneficios al Capital, ponen freno al abuso permanente del sistema; a su vez, se forman las bases ideológicas de un comportamiento liberador. La alianza de los explotad@s y excluid@s por el sistema, la creación de su expresión política natural, el Partido de clase internacionalista,  es una solución posible ante la embestida del imperio terrorista norteamericano.

(*) Miembro de la Coordinación Nacional del FNRP
Secretario de Formación política e Ideológica de la Organización Política Los Necios - OPLN

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada