miércoles, 24 de abril de 2013

Sicarios asesinan a secretario de la ANACH en el Aguán en medio de una permanente militarización

El domingo 21 de abril a las 3:00 de la tarde sicarios a bordo de un vehículo asesinaron de varios impactos de bala al secretario general de la Asociación Nacional de Campesinos de Honduras (ANACH), Alfonso Bonilla de 48 años en la comunidad de dos Bocas en el municipio de Santa Rosa de Aguán.
El ahora occiso se encontraba en el interior de su vivienda en la comunidad de Dos Bocas, cuando hombres fuertemente armados se bajaron de un vehículo y comenzaron a dispararle en repetidas ocasiones quitándole la vida de una forma inmediata.
Bonilla era un campesino trabajador que todas las mañanas se levantaba a arar la tierra para llevar sustento a su familia, pero hoy deja seis niños de pan en mano, ya que sicarios que operan bajo el mando de terratenientes le quitaron la vida de una manera inesperada el cual se suma a la lista de un centenar de campesinos que han caído por la lucha al acceso a la tierra en esta zona.
En medio de una permanente militarización llamada la operación Xatruch III, que está bajo el mando del coronel Germán Alfaro Escalante y bajo un Decreto de Desarme Selectivo 117-2012 que fue aprobado en el Congreso Nacional para el departamento, sicarios que operan en las supuestas empresas de seguridad al cuidado los intereses de los terratenientes circulan libremente con armas de grueso calibre sin que haya nadie que los detenga.
Responsabilizamos al ministro del Instituto Nacional Agrario (INA), Cesar Ham Peña, ante la inoperancia de solucionar los problemas agrarios que a diario afrontan los campesinos y campesinas en el campo y que resultado de ello son los contantes asesinatos en esta zona.
Responsabilizamos a los tres poderes del Estado y a los terratenientes de la ola de violencia y de los constantes asesinatos de campesinos y campesinas, que luchan por el acceso a la tierra.
Llamamos a los organismos nacionales e internacionales defensores de Derechos Humanos a permanecer en alerta ante las constantes violaciones a derechos humanos y los asesinatos de campesinos y campesinas en el Aguán.
No Somos Pájaros para vivir en el Aire, No somos Peces para vivir en el Agua, somos campesinos y campesinas que vivimos de la tierra.
Movimiento Unificado Campesino del Aguan (MUCA).
En medio de una permanente militarización sicarios bajo el mando de terratenientes asesinan a secretario de la ANACH en el Aguàn.
El domingo 21 de abril a las 3:00 de la tarde Sicarios a bordo de un vehículo asesinaron de varios impactos de bala al secretario general de la Asociación Nacional de Campesinos de Honduras (ANACH), Alfonso Bonilla de 48 en la comunidad de dos Bocas en el municipio de Santa Rosa de Aguán.
El ahora occiso se encontraba en el interior de su vivienda en la comunidad de dos Bocas, cuando hombres fuertemente armados se bajaron de un vehículo y comenzaron a dispararle en repetidas ocasiones quitándoles la vida de una forma inmediata.
Bonilla era un campesino trabajador que todas las mañanas se levantaba a arar la tierra para llevar sustento a su familia, pero hoy deja seis niños de pan en mano, ya que sicarios que operan bajo el mando de terratenientes le quitaron la vida de una manera inesperada el cual se suma a la lista de un centenar de campesinos que han caído por la lucha al acceso a la tierra en esta zona.
En medio de una permanente militarización llamada la operación Xatruch III, que está bajo el mando del coronel Germán Alfaro Escalante y bajo un Decreto de Desarme Selectivo 117-2012 que fue aprobado en el Congreso Nacional para el departamento, sicarios que operan en las supuestas empresas de seguridad al cuidado los intereses de los terratenientes circulan libremente con armas de grueso calibre sin que haya nadie que los detenga.
Responsabilizamos al ministro del Instituto Nacional Agrario (INA), Cesar Ham Peña, ante la inoperancia de solucionar los problemas agrarios que a diario afrontan los campesinos y campesinas en el campo y que resultado de ello son los contantes asesinatos en esta zona.
Responsabilizamos a los tres poderes del Estado y a los terratenientes de la ola de violencia y de los constantes asesinatos de campesinos y campesinas, que luchan por el acceso a la tierra.
Llamamos a los organismos nacionales e internacionales defensores de Derechos Humanos a permanecer en alerta ante las constantes violaciones a derechos humanos y los asesinatos de campesinos y campesinas en el Aguán.
No somos pájaros para vivir en el aire, No somos Peces para vivir en el Aguán, somos campesinos y campesinas que vivimos de la tierra.
Movimiento Unificado Campesino del Aguán (MUCA)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada