martes, 25 de enero de 2011

Con movilización y acto cultural el FNRP de Santa Bárbara reconoce trabajo de dos mujeres

Dina Meza
E-mail Print PDF

La movilización era para condenar la violencia contra las mujeres hondureñas
Eran alrededor de las nueve de la mañana cuando arrancó una movilización del Frente Nacional de Resistencia Popular, FNRP, en Santa Bárbara, el objetivo era condenar la violencia contra las mujeres hondureñas y reconocer el trabajo de Dominga Vega,  del Consejo para el Desarrollo Integral de la Mujer Campesina,  CODIMCA y a Bertha Oliva Coordinadora del Comité de Familiares de Detenidos Desaparecidos en Honduras, COFADEH, el domingo 23 de enero, en el marco del Día de la Mujer.
Hombres, mujeres, jóvenes, niños y niñas, recorrieron las calles principales del municipio de Santa Bárbara, con mantas y pancartas, como un símbolo de lucha fortalecida desde el 28 de junio de 2009, en que la oligarquía propinó el golpe de Estado militar contra el presidente Manuel Zelaya Rosales y el pueblo hondureño.
 
La movilización llegó hasta el parque central de Santa Bárbara, para desarrollar un programa cultural incluido la presentación que hizo el profesor Ramón Bustillo con una figura alusiva al presidente Manuel Zelaya, montado a caballo,  con la canción “Jefe de Jefes”.
 
“Intentamos representar a nuestro presidente Mel Zelaya, con todas las características que él siempre reflejó con su guitarra, su calabazo, su machete, su caballo y su banda presidencial, la intención es que sintamos que Mel está acá”, dijo el profesor Bustillo.
 
Lorenzo Ramos, del Colectivo del FNRP de  El Mirador, en el departamento de Santa Bárbara, dio la bienvenida a los asistentes.
 
Posteriormente se le dio la palabra a la Coordinadora del COFADEH para que hiciera una reseña histórica de la mucha de la mujer en el país.
 
La movilización llegó hasta el parque central de Santa Bárbara, para desarrollar un programa cultural
A la mujer se le persigue por reclamar los derechos violados , porque  la mujer ha estado allí desde el golpe de Estado , con coraje, con decisión, con dignidad y ahora las mujeres hemos decidido no solo hacer tortillas, ni el atolito ni el tamalito, sino acompañar a nuestros compañeros , padres, hijos, maridos,  la calle, el objetivo está claro, es la refundación del país, dijo la defensora de los derechos humanos.
 
Agregó que hay muchos y muchas mártires porque lo que se pretende es callar la voz , pero cuando un pueblo decide con las ideas frescas, con el corazón, no son las balas asesinas las que nos van a detener ,vamos a andar de frente y con la conciencia tranquila, con el objetivo de la refundación de Honduras.
 
Sobre el papel que desempeñan las mujeres señaló que” cuando las mujeres de los pueblos se levantan, se levanta la voz del pueblo y eso está claro. Desde el COFADEH queremos decir que el sistema que nos quieren imponer, no funciona, ese es el sistema de justicia, pero cuando hacemos el primer paso, y aunque  llevemos la plena prueba, no vamos a obtener justicia, porque esa justicia que está imperando a quien favorece es a quienes dieron el golpe,  por eso documentamos y denunciamos porque tenemos la esperanza de que algún día vamos a lograr la justicia y que este tiempo y estos malos tiempos cambiarán y vamos a ser protagonistas de esos cambios”.
 
Motivó a seguir la lucha por las víctimas del pasado y las del presente, “ debemos prometernos vencer y terminar con la impunidad, lo juramos, lo juramos, lo juramos y la justicia solo se alcanza cuando no nos cansamos, cuando caminamos, cuando perdemos el miedo, cuando  se hace no es por ser valiente , sino porque se está convencido de la lucha”.
 
No nos importa que nos querellen, que nos libren requerimientos fiscales, que nos manden a los centros penales, porque desde las cárceles podemos hacer defensa y promoción  de los derechos humanos, advirtió en referencia a una querella que el cardenal Oscar Andrés Rodríguez ha anuncia contra el COFADEH, el Centro de Derechos de Mujeres, CDM y el Movimiento Amplio por la Dignidad y la Justicia, MADJ, por haber solicitado una investigación al Ministerio Público, sobre la asignación de 100 mil lempiras, a la oficina del cardenalato, por el ex presidente Carlos Flores Facussé , a través de un decreto Ejecutivo aprobado en el 2001.
 
Oliva llegó acompañada de una delegación de COFADEH que junto a los manifestantes transitaron las calles portando una manta.
Francisco Mejía,  del FNRP, leyó un pronunciamiento en el cual se condenó todo tipo de medidas en contra de las conquistas sociales de los y las hondureñas  que el régimen de Lobo Sosa está derogando como medidas de presión en contra de los gremios y organizaciones sociales, especialmente el Estatuto del Docente.
 
Entre las demandas que contenía dicho pronunciamiento están: cese la represión, el asesinato y la violencia contra las mujeres hondureñas y que el Estado cumpla con los acuerdos y convenios respecto a la defensa y protección de los derechos humanos de las mujeres.
 
También se condenó  la entrega del territorio y la pérdida de la soberanía que está llevando este régimen al Estado hondureño, teniendo como consecuencia la convulsión social, pobreza y saqueo del patrimonio nacional y las transnacionales del país.
 
Nery, uno de los miembros del FNRP de Santa Bárbara cuando reconocía la labor de Bertha Oliva.
Igualmente la  privatización de los servicios públicos y básicos como derechos de los pueblos y que bajo la política de plan de país los gobiernos municipales están ofreciendo como mercancía barata a la oligarquía nacional y extranjera.
 
Sobre la situación en el Aguán el pronunciamiento destaca que el atentado criminal contra el sector campesino a través de la represión, militarización, legalización d la tierra y penalización de las organizaciones campesinas, lo que atenta contra la seguridad alimentaria del pueblo hondureño.
 
“Ante esta situación, nuevamente demandamos: una Asamblea Nacional Constituyente, El retorno de Manuel Zelaya Rosales y el centenar de exiliados políticos, el respeto a la vida y dignidad de las mujeres y la justicia social con equidad”, finaliza el pronunciamiento.
 
Reconocen lucha de dos mujeres
 
A Dominga Vega, Coordinadora Regional de CODIMCA  en  Nueva Celilac, se le entregó un reconocimiento por su valentía en la lucha por la refundación de Honduras. Durante el golpe de Estado sufrió una gaseada que la mandó al Hospital porque le afectó su sistema nervioso permaneciendo varios días interna.
 
“Estoy orgullosa de representar a la mujer del departamento, agradezco a los varones que nos están apoyando este día, quiero agradecer por este homenaje, agradezco a las compañeras de CODIMCA del Níspero, Nueva Celilac, Santa Marta, Atima, San Nicolás, Santa Bárbara, jamás olvidaré aquellos momentos que caminamos , porque unidos somos fuertes desunidos somos débiles”, señaló muy emocionada.
 
A Bertha Oliva se le entregó una cartera y un sobrero de junco, “queremos entregarle este sombrero en representación de los hombres que usan el sombrero con amor con la esperanza de construir la Honduras que tanto añoramos, Berthita te coloco este sombrero con el amor profundo que te tienen los hombres de Santa Bárbara, y esta cartera en representación de las mujeres de Santa Bárbara, aquí se junta lo masculino y lo femenino, y que siempre te acuerdes de este rinconcito Santa Bárbara, que lo portes siempre”, dijo Nery, uno de los miembros del FNRP de Santa Bárbara.
 
Dominga es una luchadora inclaudicable. Los gases lacrimógenas la llevaron al hospital por varios días, pero para ella hay que lograr la refundación.
Oliva destacó la labor de las mujeres de CODIMCA, “quiero ratificar algo aquí , en los días difíciles del golpe militar de Estado, cuando teníamos decenas de hombres y mujeres , cuando íbamos a tocar las puertas de CODIMCA, nunca se cerraron, eso significa plena con el pueblo hondureño, me siento honrada y satisfecha por ese reconocimiento que se le ha hecho a las compañeras de CODIMCA”.
 
En representación del magisterio, el profesor Edgardo Casaña, quien llegó a Santa Bárbara,  dijo que el magisterio  le da relevancia al  tema de los derechos humanos,  es algo que siempre tenemos en las aulas y mantener nuestra presencia en el FNRP , sin importar el sacrificio para derrotar a la oligarquía.
 
“El mensaje que hoy traemos es para que se unan a nuestra gran lucha para rescatar la educación pública, el único amarre en el Estatuto del Docente para que exista esta educación es el artículo 349, donde señala que el Estado debe pagarle a los maestros, cuando eso ya no suceda los padres y madres de familia deberán pagar hasta el pupitre donde se sienten sus hijos e hijas”, expresó mientras era acompañado por varios maestros del sector.
 
Bety Vásquez, una dirigente del  FNRP señaló que han tenido que librar una gran lucha, ahora casi no en las calles pero sí en el ámbito organizativo, en capacitación, para que se cambie la Constitución de la República.
 
Recordó que el 28 de junio de 2009 estaban listos para participar en la consulta popular, pero como se dio del golpe de Estado, del cual nos dimos cuenta como a las siete de la mañana,  nos abocamos a la corporación municipal, lo primero que hicimos fue irnos a tomar la carretera de Santa Bárbara, permanecimos allí dos días en vigilias, en las calles  y se conformó un comité provisional.
 
En relación a la represión  denunció que les han asesinado alrededor de cuatro personas entre ellas tres hombres y una mujer,  “hombres y mujeres vigilados, perseguidos, otros gaseados, como el caso de Dominga Vega que fue gaseada y le afectó el sistema nervioso, pero ahora es una represión sistemática y selectiva, sin embargo después del golpe hay más mujeres que han tomado conciencia, si antes tenían esperanza en esta falsa democracia ahora creen que ya no existe”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada